Fitofortificantes

Los fitofortificantes son productos “no fitosanitarios” que favorecen el crecimiento y desarrollo de las plantas, capaces de mitigar, reducir o evitar daños mediante las propias características intrínsecas de las plantas, induciendo respuestas de defensa, tolerancia o resistencia frente a patógenos y a condiciones ambientales adversas (factores abióticos). El concepto de fortificante da un nuevo sentido a la lucha fitosanitaria, basándose en el conocimiento de establecer, a que un individuo sea capaz de desarrollar mecanismos de defensa contra los factores bióticos y abióticos, involucrados en los procesos fisiológicos de las plantas, además de aprovechar todo el potencial que la planta posee para defenderse.

Estos productos se fabrican en base a sustancias naturales o elicitores como: extractos de plantas, jasmonatos, quitosano, carbohidratos, vitaminas, algas, aminoácidos, extractos microbianos o sustancias similares, las cuales pueden actuar eficazmente contra factores bióticos (control de enfermedades fúngicas, plagas, nematodos, etc.,) y factores abióticos (estrés por salinidad, estrés hídrico, temperatura, luminosidad, etc.,). En la actualidad el uso de estos productos, aislados o conjuntamente con compuestos y sustancias químicas convencionales (fosfitos y sustancias nutricionales), es adecuado para la lucha integrada, ya que permite la optimización de las dosis de los fitosanitarios dotando a la planta de un estado sanitario mejor. La utilización aislada de estos productos en algunos casos, evita la aplicación indiscriminada de productos sintéticos dañinos para el medio ambiente, ya que no dejan residuos en los cultivos y por lo tanto constituyen una parte esencial de la agricultura actual convencional, integral y ecológica.


SMART AGRO es una empresa especializada en nutrición vegetal y fisiológica, que fabrica productos de última generación, que incrementan el crecimiento y desarrollo de las plantas, además de tolerar los estreses bióticos y abióticos de la zona o país.